Premian al Fotógrafo Rafael Crisostomo

El fotógrafo Rafael Crisóstomo fue galardonado con dos Medallas de Oro
por la “Mejor Foto Noticiosa” (Basta de deportaciones) y la “Mejor Foto comunitaria” (Unidos contra el crimen) tomadas durante el 2011.

Los  premios nacionales de periodismo se otorgaron en la 30º convención anual de la Asociación Nacional de Publicaciones Hispanas (NAHP) realizado, el fin de semana pasado, en San Diego, California.

Crisostomo es un experimentado fotografo con más de 30 años de trabajo periodistico initerrumpidos.  Su carrera  se inició en Lima, Perú donde además siguio estudios de ingeniería electrónica, fotografía  y artes gráficas.

Durante su época de estudiante trabajó en el departamento de diseño gráfico de la revista Caretas y ahí se despertó  su pasión por la fotografía periodística. Luego de multiples intentos por ingresar al departamento de fotografía de la revista,  un día se le cruzo el motivo para una foto curiosa:  ” en una esquina de un balneario de Lima – explica Crisostomo –   habia un enorme desmonte de basura junto a un cartel que decía, prohibido arrojar basura”  la foto se publicó y  le abrio el camino para su carrera de reportero grafico.

El tiempo le dió la razón. Su vocación era la fotografía y no precisamente la ingeniería electrónica.  Sin embargo no fué fácil. A Crisostomo le toco vivir la peor década de la história comtemporanea del Perú. En los ochentas  dos grupos armados en armas sembraron el terror en el país. Crisostomo tuvo que cubrir sucesos que marcaron su vida para siempre. Después, como muchos peruanos, emigró a EE.UU.  Pero fueron esos años en que vivio en peligro lo que le abrió las puertas a su nueva vida.

El día que arribó a EE.UU. fue interrogado por inmigración. Un agente desconfiado de su apariencia bohemia, le pidió que demuestre que era periodista.  Crisostomo presento la única prueba que tenía a mano: una edición de la revista Caretas donde sus fotos ilustraban un amplio reportaje sobre la carcel de Canto Grande,  hogar de las milicias de Sendero Luminoso.  El agente cambio su actitud sospechosa y le dijo: “Bienvenido a EE.UU.”

Una vez asentado en su nueva patria  trabajó  en el Washington Post. Su afición por el deporte y las artes marciales le dieron la idea de hacer una sección en español en el  Post que se mantuvo activa por  un año. Luego paso a ser reportero gráfico del diario y simultaneamente fue contratado como jefe de fotografía de El Pregonero en Washington.

Crisostomo siempre fue  un apasionado de los deportes.  Cubrió tres mundiales de fútbol en Japón, Sud Africa y EE.UU.  Actualmente reside en la zona metropolitana de Washington DC  con su familia. Es padre de tres hijas.   Ademá de su trabajo como fotografo en su tiempo libre enseña karate a los niños de la comunidad de PG County gratuitamente.

Los premios del NAHP son, en realidad, un  merecido reconocimiento a Crisostomo por  una apasionada  carrera periodistica cuyas fotos cuentan la historía de un Perú desangrado por el terror y posteriormente la experiencia  de un inmigrante en EE.UU.

 

 

 

One Response to Premian al Fotógrafo Rafael Crisostomo

  1. Pingback: My Homepage

You must be logged in to post a comment Login