La Barbies Humanas

Primero fue la estadounidense Dakota Rose, después, las rusas Valeria Lukyanova y Anastasiya Shpagina… y ahora le toca el turno a Ucrania, país de nacimiento de la cuarta Barbie humana, Olga Oleynik, más conocida en la red como Dominika, una diseñadora de moda afincada en Odesa que se ha sumado a esta nueva tendencia.

Pese a haber declarado que solo se ha sometido a una intervención de aumento de pecho (que la ha convertido, por cierto, en la Barbie humana más exuberante hasta el momento), es evidente que Oleynik, amiga íntima de Valeria Lukyanova, ha pasado más de una vez (y más de dos, y de tres…) por el quirófano con el objetivo de parecerse a la famosa muñeca.

Esto, sumado a las lentillas de color azul, la larga melena rubia y unos estilismos inspirados en la estrella de Mattel, la han convertido en el último fenómeno de internet. Lo que ya se conoce en el ámbito de la medicina estética como “cirugía extrema” no es una fiebre que afecte solo a las mujeres.

Hace solo unas semanas saltaba a la palestra el neoyorkino de treinta y dos años Justin Jedlica, más conocido como el Ken humano, que lleva la friolera de noventa operaciones estéticas en su afán por parecerse al novio de Barbie.

Sin embargo, pese a sus esfuerzos, lo único que tienen en común Justin y Ken es que ambos son igual de artificiales, pero de momento el parecido es bastante cuestionable. Pese a que los médicos le han advertido del riesgo que suponen tantas intervenciones para su vida y los efectos secundarios que podría sufrir, él considera que “es un precio bajo a pagar para conseguir el cuerpo perfecto”, y piensa seguir operándose hasta conseguirlo.

A lo largo de los últimos diez años, Jedlica se ha retocado la nariz, los pómulos, los labios, el mentón, las nalgas, el pecho, el abdomen, los bíceps y los tríceps… Para gustos, los colores.

One Response to "La Barbies Humanas"

  1. Pingback: bridgekeeper attently athlothete

You must be logged in to post a comment Login