Un Millón de Deportaciones con Obama

Defensores de los inmigrantes indocumentados protestaron hoy por cerca de un millón de deportaciones que se han realizado durante la Administración Obama y pidieron al Presidente que tome acción ante este problema.

Angélica Salas directora ejecutiva de la Coalición por los Derechos Humanos de los Inmigrantes de Los Ángeles (CHIRLA, en inglés) y Carl Bergquist, defensor de políticas de la misma organización, acompañados de varios inmigrantes afectados por las deportaciones, pidieron durante una conferencia al presidente Obama que “tenga el coraje de hacer los cambios necesarios”.

“Lo irónico, sin embargo es que aunque los inmigrantes continúan creyendo en las buenas intenciones del presidente Obama, la persecución, deshumanización y criminalización de inmigrantes no autorizados a través de la nación no puede seguir siendo ocultada o ignorada”, expresó hoy Salas.

En la conferencia de prensa, con la cual CHIRLA se unió a la campaña nacional “Señor Presidente, el cambio necesita coraje”, promovida por Fair Immigration Reform Movement, FIRM, varios inmigrantes presentaron sus testimonios de cómo ellos o sus familias han sido afectados por las deportaciones, “aunque no representan ningún peligro real para la seguridad del país ni han quebrantado las leyes gravemente”.

“Yo fui detenida en el Club 907 -un club de baile donde la policía realizó hace tres meses una investigación sobre denuncias laborales que terminó siendo una redada de inmigración- y me vi entregada inmediatamente a las autoridades de inmigración”, dijo a Efe Blanca Carrillo.

“Le pido al presidente Obama que actúe ya y no espere a que se sigan cometiendo más injusticias contra los inmigrantes”, señaló la salvadoreña madre de dos niños, quien logró evitar la deportación al constituirse en testigo protegido en la investigación laboral contra la empresa dueña del centro de entretenimiento.

Para Justino, la educación siempre ha sido una meta y el camino para lograr una mejor realización en su vida. “Mis padres me enseñaron desde pequeño que el estudio abre muchas puertas”, explicó a Efe este joven inmigrante quien actualmente está terminando su ciclo en un colegio comunitario y prepara su ingreso a una universidad para obtener su grado en ingeniería.

“Me gradué de preparatoria entre el 5% de los estudiantes con los mejores resultados académicos de mi clase”, anotó el joven salvadoreño de 23 años que llegó al país cuando tenía 11.

“Sin embargo yo vivo con miedo por la deportación. Cuando participo en actividades para pedir el apoyo para los estudiantes indocumentados tengo miedo de que estas actuaciones me perjudiquen a mi o a mi familia y que eso les llegué a significar su deportación”.

Con la actividad de hoy, la organización se vinculó a la campaña nacional liderada por el congresista demócrata de Illinois, Luis Gutiérrez.

“Nos estamos uniendo esta campaña con un llamado adicional y es que el presidente debe llenarse de valor para poder llevar a cabo el cambio que este país necesita y que él nos prometió”, declaró a Efe que Mario Cabrera director de comunicaciones de CHIRLA.

You must be logged in to post a comment Login