¿Vuelven los Linchamientos a Estados Unidos?

Los campus universitarios son el blanco más reciente de los racistas cuyas actividades se comparan a los terroristas del medio oriente, pero Trump no dice ni hace nada al respecto.

Richard-Collins-III, recientemente había sido comisionado como subteniente en el Ejército de Estados Unidos

Desde que Donald Trump asumio el gobierno se vienen registrando una serie de actos de violencia racial producidos por grupos supremacistas blancos. Los campus universitarios son el blanco más reciente de los racistas y la palabra “linchamiento”, que parecía enterrada en el pasado violento de este país, a vuelto escucharse.

Trump nunca se ha pronunciado categóricamente al respecto lo que motiva a los racistas blancos a pensar que Trump es su hombre en la Casa Blanca y que es hora de salir a reclutar adeptos, organizar movilizaciones y asesinar a los negros e inmigrantes en general asi como a los judíos.

Para ellos la consigna es “Hacer America Blanca Otra vez” y se estan movilizando como una organización terrorista tan peligrosa como ISIS pero el gobierno no habla del asunto.

A los pocos dias de asumir Trump el mando la organización Alt-Right empezo a realizar una serie de demostraciones reivindicando el nazismo y amenazando a las minorías con frases muy similares a las que uso Trump durante su campaña.

En efecto Steve Bannon, asesor estratega de Trump en la actualidad, fue no hace mucho editor del website Braibart que él mismo llamo ser una plataforma del Alt-right. Bannon a lo largo de su ocupación como editor en el website ataco a los negros, los latinos, los judíos y delineo lo que actualmente es la política xenofobica de inmigración de Trump.

No es el único en la Casa Blanca con un prontuario de racista, Kris Kobach, autor de la ley draconiana que la gobernadora de Arizona quiso pasar contra los inmigrantes particularmente latinos en su estado fue obra de Kobach, el cual asesora a Trump sobre el mismo tema migratorio y actualmente esta a cargo de una investigación para determinar supuestos fraudes e irregularidades en las elecciones presidenciales. Kobash investigara entonces sobre los millones de votos falso que los ilegales habrían perpetrado para darle el voto popular a Hillary Clinton. Lo cual Trump nunca pudo demostrar hasta la fecha. Lo cierto es que el sistema electoral de EE.UU es eficiente y a prueba de fraudes pero Trump le ha encargado a Kris Kobach, que traiga las pruebas de lo inexistente. Reprimir el voto de las minorías es política de los racistas desde la época de la esclavitud.

El fiscal de la Nación Jeff Sessions es un racista con antecedente probados y demostrados durante las investigaciones del senado para determinar su elección. Su cargo esta siendo cuestionado hasta la fecha pero los republicanos lo apoyan, porque si hay un partido en Estados Unidos que esta vinculado a las organizaciones racistas, es el partido republicano. El KKK, por ejemplo, antes de endosar a Trump, endoso a Ronald Regan.

Sean Christopher Urbanski, de Severna Park, enfrenta cargos por homicidio en primer y segundo grados, así como por agresión en primer grado con relación a la muerte de Richard Collins III

Recientemente un racista blanco, miembro activo del Alt-right, y estudiante de la Universidad de Maryland apuñalo a un joven negro en el campus de la Universidad. El FBI investiga el caso.

Sean Christopher Urbanski, de Severna Park, enfrenta cargos por homicidio en primer y segundo grados, así como por agresión en primer grado con relación a la muerte de Richard Collins III, informó la policía.

David Mitchell, jefe de policía de la Universidad de Maryland, dijo el domingo en una conferencia de prensa que solicitó al FBI que ayudara a investigar tras enterarse que Urbanski, de 22 años, es un miembro del grupo “Alt Reich: Nation”, donde los miembros publican material despreciativo hacia afro estadounidense latinos, judios,asiaticos y muslmanes.

Collins, quien se iba a graduar el martes de la Universidad Estatal Bowie, visitaba amigos en el campus College Park cuando fue apuñalado. Recientemente había sido comisionado como subteniente en el Ejército de Estados Unidos, agregó Mitchell pero eso no detuvo a su verdugo que lo odiaba sin conocerlo por la simple razon que era negro.

Funcionarios dijeron que Collins estaba con dos amigos cerca de una parada de autobús en el campus alrededor de las 3:00 a.m. cuando escucharon a Urbanski gritar y lo vieron aproximándose. Urbanski dijo “háganse a la izquierda, háganse a la izquierda si saben lo que es mejor para ustedes”, según los documentos de acusación. Collins dijo “no” antes de que Urbanski lo apuñalara en una ocasión en el pecho, consta en los documentos.

El doctor Artie Lee Travis, vicepresidente de asuntos estudiantiles en la Estatal Bowie, dijo que la escuela espera que avance la investigación tan pronto como sea posible. “El odio no tiene cabida en Estados Unidos”, enfatizó Travis. “El odio no tiene cabida en un campus universitario, donde las mentes jóvenes se reúnen para tratar de cambiar el mundo”.

Sin embargo la Universidad de Maryland es un foco de actividades racistas, donde se reparten folletos y se realizan demostraciones. Los estudiantes reclaman una investigacion de las actividades del alt-right en el Campus pero hasta la fecha no se han tomado medidas al respecto.

En American University recientemente un grupo de racistas lanzo bananas a unos jóvenes negros en el campus durante una actividad estudiantil.

El año pasado, el “Confederate Memorial Day” se conmemoró en New Orleans con una manifestación organizada por un grupo de partidarios del “poder blanco” que portaban símbolos de la bandera confederada y el Ku Klux Klan (KKK)

A nivel nacional, el debate sobre la remocion de los símbolos confederados en la ciudad de New Orleans se avivó desde que nueve fieles fueron asesinados en una iglesia negra en Carolina del Sur en junio de 2015. El estado retiró la bandera confederada de los terrenos del capitolio regional en las semanas posteriores, y varias ciudades del sur estudiaron la retirada de monumentos desde entonces. La Universidad de Mississippi arrió su bandera porque contiene el emblema confederado.

Sin embargo nuevamente la palabra “linchamiento” se escucha en boca de políticos sureños. Y la prensa que acusa a los desalmados que estan realizando actos de terrorismo ante la indiferencia del gobierno de Trump. EC

You must be logged in to post a comment Login